BTX IV

Preparativos para la Casa de Dios 

1 Y Salomón se propuso edificar una Casa para el nombre de YHVH, y una casa real para sí. 2 Y Salomón reclutó setenta mil hombres cargadores y ochenta mil hombres para labrar en los montes, y tres mil seiscientos para dirigirlos. 3 Y Salomón envió a decir a Huram rey de Tiro: Haz conmigo como hiciste con mi padre David, enviándole cedros para edificarle una casa para habitar. 4 He aquí yo, su hijo, voy a edificar una Casa para el nombre de YHVH mi Elohim, para consagrarla a Él, y quemar ante Él incienso de especias, para la hilera de continuidad, y para los holocaustos de la mañana y de la tarde, y para los holocaustos de los sábados y de las lunas nuevas, y de las solemnidades señaladas de YHVH nuestro Elohim; lo cual ha de ser perpetuo en Israel. 5 Y la Casa que voy a edificar es grande, pues nuestro Elohim es más grande que todos los dioses. 6 Pero ¿quién será capaz de edificarle Casa, cuando los cielos, y los cielos de los cielos no lo pueden contener? Y, ¿quién soy yo para que le edifique una Casa, sino tan sólo para quemar incienso ante Él? 7 Ahora pues, envíame un perito para trabajar el oro, la plata, el bronce, el hierro, la púrpura, el carmesí, y el azul; experto en hacer grabados, para trabajar con los maestros que están conmigo en Judá y en Jerusalén, los cuales contrató mi padre David. 8 Envíame asimismo cedros y cipreses y sándalos del Líbano; he aquí mis siervos irán con tus siervos, porque yo sé que tus siervos saben talar los árboles del Líbano, 9 a fin de preparar madera en abundancia, porque la Casa que tengo que edificar ha de ser grande y portentosa. 

10 He aquí, para los taladores, para los que corten los árboles, entregaré veinte mil coros de trigo molido, y veinte mil coros de cebada, y veinte mil batos de vino, y veinte mil batos de aceite. 

11 Y respondió Huram rey de Tiro en una carta que envió a Salomón: A causa del amor de YHVH por su pueblo, te ha hecho rey. 12 Y añadió Huram: ¡Bendito sea YHVH, Elohim de Israel, que hizo los cielos y la tierra, que ha dado al rey David un hijo sabio, dotado de discreción y entendimiento, que ha de construir una Casa para YHVH, y una casa para su reino! 13 Yo, pues, te envío a Huram-Abí, hombre hábil y entendido, 14 hijo de una mujer de las hijas de Dan, cuyo padre es un hombre de Tiro. Él sabe trabajar el oro, la plata, el bronce, el hierro, la piedra, la madera, la púrpura, el azul, el lino fino y el carmesí, y puede cincelar todo tipo de grabados, y ejecutar cualquier proyecto que le sea encomendado, quien se podrá poner entre tus peritos y los peritos de mi señor David, tu padre. 15 En cuanto al trigo, la cebada, el aceite y el vino de los cuales mi señor ha hablado, entréguelos a sus siervos, 16 y nosotros mismos talaremos árboles del Líbano, de acuerdo a todas tus necesidades, y te los llevaremos en balsas por mar a Jope, y tú los harás subir a Jerusalén. 

17 Y contó Salomón todos los extranjeros que había en la tierra de Israel, conforme al censo que había hecho David su padre, y se halló que había ciento cincuenta y tres mil seiscientos de ellos. 

18 Y designó a setenta mil de ellos para portar cargas, y a ochenta mil para tallar piedras en los montes, y a tres mil seiscientos capataces para dirigir la labor de la gente. 

 


2.2 reclutó... Lit. contó; tres mil seiscientos... →TM en 1R. 5.16 registra tres mil trescientos. 2.3 Huram... Aunque tanto Hiram como Huram son lecturas variantes del mismo nombre fenicio, los masoretas prefirieron la variante Huram, de tal manera que incluso en los vv. en que aparece Hiram →2S. 5.11; 1Cr. 14.1 (Ketib); 2Cr. 4.11 (Ketib); 2Cr. 9.10 (Ketib), propusieron la lectura Huram (Qere) →§308. 2.4 su hijo... TM omite. Se sigue LXX; de especias... Este término, que aparece siempre en plural y acompañando a la palabra incienso, alude a algún tipo de especia difícil de identificar; hilera de continuidad... Esto es, las doce tortas de harina que los sacerdotes debían cocer y colocar cada shabbat sobre la mesa de los panes de la proposición (lit. los panes de la presencia). A este pan se le llamó hilera de continuidad porque debía ser dispuesto en dos hileras de seis tortas cada una que debían estar continuamente en su lugar →Ex. 25.30 y Lv. 24.5-7; sábados... Heb. shabbatot. 2.6 contener... Es decir, no pueden contener su gloria. 2.7 un perito... LXX añade entendido; azul... Los términos azul y púrpura son las traducciones convencionales de dos palabras hebreas que pueden referirse a una gama de colores que van desde el rojo brillante hasta el violeta intenso. 2.8 cipreses... Otras traducciones posibles: abetos, pinos; sándalos... Prob. familia del sándalo. 2.10 coros... En el sistema hebreo, unos 220 litros; LXX: veinte mil coros de trigo como regalo; batos... Esto es, unos 22 litros (una décima parte de coro). 2.12 Huram... →2.3 nota; y entendimiento... Lit. que conoce inteligencia y entendimiento. 2.13 Huram-Abí... LXX a Hiram, que pertenecía a mi padre (otros textos de la LXX: a Hiram, mi hijo), mientras que la versión latina antigua registra a Hiram, mi hermano, y la Sir. omite Huram-Abi. Huram →2.3 nota. 2.14 cincelar... grabados... Lit. grabar todos los grabados. 2.18 tres mil seiscientos... →2.2 nota.

 Abreviaturas